miércoles 8 de diciembre de 2021 🕒 15:23:40

LA MATANZA: Reinstalan el busto de Eva Perón que había sido retirado por los militares en 1955

Una escuela de Villa Madero, en el partido bonaerense de La Matanza, cerró este viernes el ciclo de recuperación de su identidad con la restitución del busto de Eva Perón, que fue retirado por los militares tras el golpe de Estado que derrocó a Perón en 1955, en un intento por borrar la historia de esa comunidad educativa.
El año pasado la Escuela Primaria 9 (EP9) también recuperó su nombre, gracias a un proyecto de interés municipal y cultural, cuya motivación nació el día en que, rasqueteando la fachada del edificio, vecinos del barrio descubrieron que una gruesa capa de cemento tapaba las letras en bajorelieve que decían «Eva Perón».

«Hoy, 16 de septiembre, y a 56 años de la mal llamada revolución libertadora, reinstalamos el busto de Eva Perón. El original fue valientemente defendido por la portera de la escuela en 1955, cuando los militares que asaltaron el poder, entraron y se llevaron nuestra identidad», dijo a Télam Daniela Bocar, actual directora, antes del acto que congregó hoy al barrio entero.

Los testimonios recogidos en la comunidad, en el marco del proyecto que busca recuperar la identidad de la escuela, revelaron parte de la historia a través del relato de una mujer que hoy fue la protagonista de la ceremonia.

«Recuerdo que mi suegra, la entonces portera de la escuela, retiró el busto de Eva Perón ayudada por su marido, para que los militares no se lo llevaran», contó Corina Fontana, de 76 años, quien intentó evocar los relatos de su suegra sobre aquellos años.

Con fotos de sus hijos jugueteando en el patio de la escuela, la mujer describió los duros días del 55, cuando los soldados destruyeron la puerta de entrada del edificio y taparon el nombre de Eva Perón con cemento.

«Cuando (los militares) preguntaron por el busto de Eva Perón, mi suegra dijo que ya lo habían retirado. Sin embargo, a riesgo de ser descubierta, ella lo había escondido debajo de la cama, en la vivienda que estaba en el fondo de la escuela», contó Fontana.

Para Fernanda Kaynar, vicedirectora de la escuela, «la historia oral de esa comunidad intentará bucear y rescatar del olvido lo que ocurrió más tarde con el busto original de Eva Perón».

La escuela 9 comenzó a funcionar en un ranchito sin nombre en 1905 y, durante el primer peronismo, en 1951, la Fundación Eva Perón construyó el edificio actual, contó la vicedirectora.

Por su parte, Bocar recordó que cuatro años más tarde, «en el 55, el golpe militar le sacó a la escuela su nombre de origen, y le impuso el de `Estados Unidos Mexicanos`, que mantuvo hasta hace un año», explicó.

«El 16 de septiembre de 2010, hace justo un año, a partir del proyecto comunitario impulsado por la escuela, pudimos recuperar el nombre de «Eva Duarte» para la escuela.

La decisión obedeció a que hay otra escuela en el distrito llamada «Eva Perón», coincidente con el nombre original de nuestra escuela, dijo la directora.

En ese acto de 2010, «con respeto guardamos la bandera de Los Estados Unidos Mexicanos y recuperamos el nombre «Eva Duarte», lo que nos pareció muy importante porque rescata la figura de Eva, como mujer humilde que luchó por los humildes.

Para la directora, la historia de la EP9 es un trabajo por la identidad de la comunidad educativa, que llavaron adelante padres, docentes y los 501 alumnos de la escuela.

En ese sentido, recordó el documental sobre la escuela de Martín Biaggini, un historiador que recibió por este trabajo un reconocimiento en España

 

Deja una respuesta