lunes 22 de julio de 2024 20:08:23

CRECIMIENTO EXPONENCIAL DE LA CÁMPORA EN LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES

La organización de Máximo Kirchner ganó 12 distritos. Retuvo la intendencia en tres, le sacó dos al radicalismo, tres al PRO y el resto a expresiones peronistas o ex peronistas. Conquistó importantes bancas legislativas. Mayra Mendoza, Julián Álvarez, Damián Selci y un montón de votos.

La del domingo pasado fue una elección plagada de buenas noticias para el peronismo y el kirchnerismo. El rotundo triunfo de Sergio Massa, que dio vuelta el resultado de las PASO y quedó bien posicionado de cara al balotaje, fue el gran bombazo de la jornada que dejó esperanzas hacia lo que se viene. La locomotora de esa victoria fue la provincia de Buenos Aires, donde Axel Kicillof resultó reelecto con un impactante 44,88%, y junto al trabajo de los intendentes recuperaron millones de votos para empujar la voltea presidencial hacia la segunda vuelta.

En ese marco, hubo otra gran ganadora el domingo y fue La Cámpora. La organización conducida por Máximo Kirchner consiguió un crecimiento exponencial a nivel territorial y pasará a gobernar 12 distritos respecto a los tres que ya gestionaba, además de haberse quedado con los lugares legislativos más relevantes entre los que se cuenta la propia banca del presidente del PJ provincial. La Cámpora le ganó intendencias a la UCR, al PRO e incluso a expresiones del peronismo, y de esta forma queda posicionada como un actor con un peso específico importante de cara a la provincia que se viene a partir del 10 de diciemb

CONURBANO Y BATACAZOS I

Los triunfos más resonantes de La Cámpora se dieron en el conurbano, y su potencia estuvo tanto en la sorpresa como en la cantidad de votos propios cosechados, máximo capital existente en el universo peronista. En esa línea, quien descolló el domingo fue Mayra Mendoza, jefa comunal de Quilmes. Mayra cosechó 179.769 votos, lo cual significó arañar el 51%, el mayor registro histórico del distrito. Así, Mendoza ya no sólo ostenta el título de ser la primera mujer intendenta de Quilmes en la historia, sino también la candidata más votada en un municipio por el que supieron pasar pesos pesados como Eduardo Camaño (Presidente de la nación por 48 horas en diciembre del 2001), Aníbal Fernández y Francisco “el barba” Gutiérrez.

Tras desbancar a Martiniano Molina en 2019, el 2021 presentó un gran desafío para la gestión de Mendoza. En las PASO legislativas de ese año sufrió una estrepitosa derrota por siete puntos frente al candidato del PRO, pero de cara a las generales logró un épica remontada que le dio al Frente de Todos un ajustadísimo triunfo. En las primarias de este 2023, Mayra se impuso por seis puntos antes los candidatos de JxC, y con el antecedente de la elección dada vuelta dos años atrás surgía la pregunta de cuál sería el resultado final en las generales. Finalmente Mendoza creció más de 10 puntos y le sacó más de 22 a Molina, consiguiendo un triunfo aplastante que la posiciona además como una de las dirigentes mujeres con mayor caudal político medido en votos y en territorio dentro del peronismo.

La gran sorpresa y uno de los grandes batacazos del domingo lo dio Julián Álvarez en Lanús. El ex secretario de Justicia de la nación del final del gobierno de CFK se tomó revancha de la derrota en 2015 con Néstor Grindetti y vapuleó en las urnas a su delfín, Diego Kravetz, para recuperar para un municipio tradicionalmente afín al peronismo. En las PASO, Unión por la Patria llevó cuatro candidatos a intendente y le ganó por cinco puntos al macrismo. El domingo, Álvarez cosechó 123.300 votos y amplió esa diferencia a 10 puntos, llegando a un potente 44,61%.

En el 2019, el FdT también había ganado las PASO en Lanús pero no había conseguido mantener la diferencia en las generales. Con el resultado del domingo, Álvarez quebró esa tendencia y conquistó para La Cámpora uno de los municipios más importantes de la Tercera Sección electoral, posicionándose como un nuevo actor de peso en la provincia. El eje Mendoza-Álvarez será algo a seguir en la sección más importante para el PJ provincial.

Damián Selci consiguió el otro gran triunfo de La Cámpora en el conurbano. Tras una larga interna con el intendente Juan Zabaleta, a quien reemplazó al frente del distrito mientras ejerció como ministro de Desarrollo Social durante un año, Selci dio el zarpazo en agosto ganando la interna de UP y finalmente este domingo se convirtió en el nuevo jefe comunal de Hurlingham. El militante de La Cámpora sacó 52.334 votos, y alcanzó el 45,22% superando por 14 puntos a Lucas Delfino, candidato de JxC. Con el triunfo de Selci la organización de Máximo Kirchner, que jugó fuerte en esa campaña local, ganó una posición estratégica en el oeste del conurbano y la Primera Sección electoral.

INTERIOR Y BATACAZOS II

También en la Primera Sección electoral, una de las grandes confirmaciones de La Cámpora fue la de Juan Ignacio Ustarroz en Mercedes. “Juani”, primo y hermano de crianza de Wado de Pedro, de quien sus padres se hicieron cargo tras el secuestro de los del ministro del Interior por parte de la última dictadura cívico-militar, consiguió este domingo su tercer mandato consecutivo en Mercedes. En 2015, Ustarroz destronó al histórico intendente Carlos Selva, y en 2019 se afirmó en el municipio obteniendo el 57,23% de los votos. En las últimas generales el camporista prácticamente repitió esa gran cosecha, logrando el 52,78% y asegurándose cuatro años más al frente del distrito.

En la Primera se dio también uno de los triunfos de La Cámpora ante la UCR. En Suipacha, Juan Luis Mancini le ganó por cinco puntos al intendente Alejandro Walter Federico y sumó un nuevo municipio a las filas de La Cámpora. El resultado fue 47,39% a 42,41%. Federico gobernaba desde 2015, año en que ganó casi con el 50%, y había resistido la ola del FdT en 2019 reteniendo el distrito con un aplastante 57,98%. Esos números ponen aún más en valor el triunfo de Mancini.

Los mayores batacazos en el interior de la provincia se dieron en la Sexta y la Séptima Sección electoral. En esta última, el bombazo fue la caída de Ezequiel Galli en Olavarría. Allí, Maximiliano Wesner superó los 28.600 votos y alcanzó el 41,42%, logrando un contundente triunfo frente al dos veces intendente del PRO, quien además quedó relegado al tercer puesto. Segunda quedó María Celeste Arouxet, de La Libertad Avanza, que sacó el 28,15% y quedó 13 puntos abajo del nuevo intendente de La Cámpora.

Junto a Olavarría, el otro gran resultado de la organización conducida por Máximo Kirchner en la Séptima se dio en el municipio de Azul. En el distrito gobernado por Hernán Bertellys, que llegó a la intendencia en 2015 como candidato del Frente para la Victoria y en 2016 se pasó a las filas de Cambiemos, el domingo Nelson Sombra dio el batacazo y le ganó por unos 900 votos a la candidata de JxC, Natalia Colome. De esta forma, La Cámpora se quedó con las dos principales ciudades de la Séptima Sección electoral.

Pero el gran golpe camporista se dio más al sur en la provincia. En Bahía Blanca, Federico Susbielles se convirtió en el intendente electo de la ciudad cabecera de la Sexta Sección electoral alcanzando 63.710 votos y el 36,66%. Segundo quedó Oscar Liberman, de LLA, con el 32,37% y tercera la candidata de JxC, Nidia Moirano, con el 24,97%. Bahía Blanca es la 19º ciudad de la provincia en términos poblacionales, y la tercera más populosa por fuera del conurbano detrás de La Plata y Mar del Plata. Esto le agrega un condimento especial al triunfo de La Cámpora, sumado a la importancia económica de una de las principales ciudades puerto del país y su tradición política conservadora.

En la Sexta, La Cámpora también se impuso en Coronel Rosales con el candidato Rodrigo Aristimuño, quien derrotó por poco menos de 2000 votos a Nicolás Aramayo, de JxC. En Rosales gobierna hasta el 10 de diciembre Mariano Uset, quien llegó a la intendencia en 2015 por Cambiemos y revalidó en 2019 con un contundente 59%.

En la Segunda Sección electoral, La Cámpora retuvo un distrito y sumó uno nuevo. En Carmen de Areco, Iván Villagrán cosechó el 57,19% de los votos, le sacó casi 18 puntos a su competidor de JxC, Santiago Mc Dermott y tendrá su segundo mandato al frente del distrito. En Colón, Waldemar Giordano se impuso con el 48,08% a Guillermo Alonso de JxC, que sacó el 36,51%. Giordano sucederá así al histórico jefe comunal Ricardo Miguel Casi, electo por primera vez en el 2003 por el PJ y quien se mantuviera al frente del municipio desde entonces, con una última reelección por el FdT en 2019 con un aplastante 60,19%.

En Brandsen, distrito de la Tercera Sección electoral, Fernando Raitelli le ganó al dos veces intendente de JxC, Oscar Cappelletti, y será el jefe comunal del municipio desde el 10 de diciembre. Raitelli obtuvo el 41,46% contra el 37,37% de Cappelletti, y sumó así un nuevo distrito para las filas de La Cámpora arrebatado a JxC.

BANCAS LEGISLATIVAS

Con la gran elección de UP en la Provincia, La Cámpora se llevó también un importante resultado legislativo y tendrá un buen número de bancas en la renovación tanto provincial como nacional. La Legislatura bonaerense recibirá una nutrida tropa camporista a partir del 10 de diciembre, consolidando el peso territorial que logró la organización de Máximo Kirchner con las nuevas intendencias conquistadas.

A su vez, a nivel nacional, La Cámpora tuvo en el cierre de listas la estrategia de copar los principales lugares legislativos y este domingo se alzó en la Provincia con un gran resultado. Con el triunfo en la categoría de Senadores, Eduardo Wado de Pedro y Juliana Di Tullio se ganaron su lugar en la Cámara Alta para los próximos seis años.

En Diputados, el propio Máximo Kirchner revalidó su banca y a partir del 10 de diciembre tendrá cuatro años más en la Cámara Baja. Junto a él entraron Luana Volnovich, Rodolfo Tailhade, Matías Molle y Luciana Potenza, asegurando una nutrida tropa camporista que podrá funcionar como oposición desde el Congreso ante un posible gobierno de Milei, o incluso como contrapeso a Sergio Massa si es electo lleva su mandato con un rumbo distinto a lo esperado por el kirchnerismo.Fte. D