domingo 7 de marzo de 2021 ūüēí 20:21:55
El tiempo - Tutiempo.net

MALVINAS ARGENTINAS: La Patria Grande

Por Patricio Falabella. Para el Reino Unido, las Malvinas son un reflejo y una razón de Estado imperialista, un enclave colonial anacrónico con ricos recursos en petróleo y pesca que le permitiría sortear su etapa de decadencia actual y mantenerse como potencia en la arena internacional

La iniciativa del MERCOSUR y la UNASUR de no permitir el ingreso de embarcaciones con banderas de las Malvinas, es el logro diplom√°tico m√°s importante de la Argentina en los √ļltimos 46 a√Īos. Esta iniciativa, viene a perturbar un escenario de casi cincuenta a√Īos, donde Gran Breta√Īa, viol√≥ sistem√°ticamente el derecho internacional y neutraliz√≥ cualquier tipo de acuerdo pacifico como lo establecen las distintas resoluciones de la ONU .
Esta decisi√≥n en conjunto de los pa√≠ses hermanos de Sudam√©rica fue ninguneada por la arrogancia del gobierno ingl√©s y por la reticencia de los ‚Äúpropios‚ÄĚ multimedios locales.
En medio de la escalada diplom√°tica es menester aclarar estas dos cuestiones centrales. El gobierno del Reino Unido ha manifestado que la decisi√≥n en conjunto de los pa√≠ses Sudamericanos es solo una decisi√≥n simb√≥lica y no sustantiva, que s√≥lo afecta a muy pocos barcos y que adem√°s pueden navegar con la bandera inglesa; √©ste menosprecio esconde la verdadera importancia que tiene la unidad latinoamericana para poder lograr un desarrollo aut√≥nomo en el siglo XXI, sin la interposici√≥n de ninguna rapacer√≠a colonialista. Claramente lo manifest√≥ el Canciller H√©ctor Timerman ‚ÄúNo hay intensi√≥n de lograr un bloqueo econ√≥mico comercial a la Isla, ni tampoco es un problema de banderitas intercambiables‚ÄĚ, La petulancia y la c√≥lera del Primer Ministro Brit√°nico, llamando colonialista a la Argentina, deja de manifiesto que la ‚Äúdecisi√≥n simb√≥lica‚ÄĚ del MERCOSUR y la UNASUR representan algo m√°s serio que una declaraci√≥n aleg√≥rica. La segunda cuesti√≥n referida al trato reticente con que los ‚Äúpropios multimedios‚ÄĚ manejaron la noticia de no permitir barcos con bandera de las Islas, fue soslayada con la hip√≥tesis de la utilizaci√≥n de la causa por ambos gobiernos para ocultar problemas de pol√≠tica dom√©stica. En t√©rminos generales se puede analizar la pol√≠tica interna de ambos gobiernos y ver que relaci√≥n tienen con la causa Malvinas. Mucho se habla de la debilidad del gobierno de David Cameron y de la emulaci√≥n de los hechos hist√≥ricos con el gobierno de Margaret Tatcher, lo cierto es que dentro del contexto de la actual crisis del capitalismo desarrollado, cualquier excusa que hiciera olvidar a los ciudadanos ingleses sobre el declive de su est√°ndar de vida, le caer√≠a muy bien a cualquier a gobierno de turno. Pero para el Reino Unido, las Malvinas son un reflejo y una raz√≥n de Estado imperialista, un enclave colonial anacr√≥nico con ricos recursos en petr√≥leo y pesca que le permitir√≠a sortear su etapa de decadencia actual y mantenerse como potencia en la arena internacional. Con respecto al gobierno Argentino ¬Ņcu√°l es su necesidad de encubrir problemas dom√©sticos?; seg√ļn el editor Jefe del diario Clar√≠n Julio Blanck: ‚ÄúCristina Kirchner tiene por delante un a√Īo que amenaza configurarse bajo el signo del ajuste fiscal, tarifario y salarial‚ÄĚ . Tambi√©n se destaca en la misma nota del editor, como un logro diplom√°tico argentino, el pronunciamiento de los Estados Unidos reconociendo en el conflicto su naturaleza bilateral, sin hacer menci√≥n de los supuestos derechos de los Isle√Īos en la contienda. El reconocido editor jefe de Clar√≠n, omite nombrar la legitimidad recientemente otorgada por pueblo argentino que con el 54 % de los votos reeligi√≥ a la Presidenta Cristina Kirchner. ¬ŅTiene necesidad el gobierno nacional de revivir el tema Malvinas por ese supuesto aumento tarifario?. Tampoco se hace menci√≥n sobre la importancia estrat√©gica del acuerdo regional mencionado entre los pa√≠ses Sudamericanos, por el contrario, se subraya la importancia del apoyo de EEUU, relevancia que no tiene sentido si no existe una unidad fuerza latinoamericana a priori.
Las razones de √©sta tergiversaci√≥n pueden deducirse de nuestra historia reciente. El usufructo de la cuesti√≥n Malvinas por razones de pol√≠tica interna responde al desarrollo de fuerzas internas c√≥mplices con el pillaje colonialista. As√≠ lo protagoniz√≥ la corporaci√≥n militar en 1982. Treinta a√Īos despu√©s, la corporaci√≥n medi√°tica repite el mismo error que la nefasta dictadura. La pol√≠tica nacional, es decir la pol√≠tica sobre Malvinas, debe ser la pol√≠tica de la Patria Grande.
Las razones y la importancia del acuerdo son esencialmente políticas, y se dan en el marco de un proceso de consolidación de las democracias y el fortalecimiento de la integración del bloque en Sudamérica.
Este acuerdo responde a una estrategia de política regional en defensa de nuestros recursos naturales (agua, petróleo, pesca, etc) y asume como tal, la amenaza que representan para cualquier proyecto autónomo, los misiles apostados en los buques de guerra británicos en las costas malvinenses, a 1900 kilómetros de distancia de la ciudad capital. Malvinas y la Patria Grande están en marcha.

 

Deja una respuesta