lunes 25 de octubre de 2021 🕒 11:55:46

POLITICA: Conflictos en la UCR, el sector liderado por Alfonsín recurrirá a la Justicia

 El sector de la Unión Cívica Radical (UCR) liderado por Ricardo Alfonsín decidió recurrir a la Justicia para objetar los padrones que se utilizarán en las elecciones del 6 de junio en los que, denuncia, existirían unos 56.000 “afiliados dobles”.  La presentación fue la contrapartida de una decisión de la junta electoral partidaria de disponer el uso de padrones depurados “a medias” y que, según los alfonsinistas, incluye a adherentes a diversos partidos vecinales de la Provincia que al mismo tiempo lo son a la UCR.  Tras reclamar a la Junta Electoral que diera marcha atrás con esa medida y ante la negativa de ese órgano, la apelación pasó directamente al juzgado federal con competencia electoral de la Provincia a cargo de Manuel Humberto Blanco.  “Son cosas absolutamente lógicas las que planteamos y es la única forma legal, porque ser afiliado a dos partidos está prohibido”, se quejó el alfonsinista y candidato a presidir el Comité Provincia, Miguel Bazze.  En la pelea interna, se exponen Ricardo Alfonsín y el sector histórico que lideran Leopoldo Moreau y Federico Storani, quienes han cerrado un acuerdo con el intendente Gustavo Posse y sectores ligados al vicepresidente Julio Cobos.  La disputa por el control partidario viene generando una fuerte preocupación en la máxima conducción nacional del partido, que por intermedio de Ernesto Sanz ensayó, por ahora sin éxito, diversas gestiones de unidad. Hoy, por cuerda separada, el presidente de la UCR intentaría volver a transitar ese camino.  El conflicto por los padrones estalló el pasado viernes, cuando se conoció una resolución de la junta electoral -que cuenta con mayoría ligada a Moreau y Storani, de habilitar a unos 56 mil afiliados a otras fuerzas a participar de los comicios.  En primera instancia, los radicales iniciaron hace algunos meses un proceso de depuración de los padrones. Primero, hubo un cruce con las nóminas de la justicia federal que hizo caer las dobles afiliaciones con los partidos nacionales. Luego, el mismo mecanismo se adoptó con la junta electoral provincial por los partidos bonaerenses.  Pero como este último padrón depurado llegó en abril, la junta electoral partidaria consideró que no existía tiempo para quienes hubieran sido eliminados pudieran iniciar el trámite de la reafiliación. Así, permitió para los comicios del 6 de junio el uso de los listados con estos 56 mil ciudadanos que tienen doble afiliación.  Para los alfonsinistas, esa medida apunta a beneficiar a afiliados de partidos provinciales que, dicen, responden a Posse, uno de sus rivales en la interna. De ahí su reclamo que ahora deberá ser resuelto en la justicia federal con competencia electoral.

Deja una respuesta