martes 15 de junio de 2021 🕒 22:35:18

POLITICA: Dentro del PJ todos quieren ser Vicegobernador

 El peronismo kirchnerista bonaerense terminará el año sin candidato formal a gobernador y todo augura un primer trimestre del 2011 signado por una dura pulseada para definir esa postulación. Está claro que Daniel Scioli, que trabaja desde hace rato en busca de su reelección, encabeza un reducido grupo de aspirantes que también integra, aunque como postulante aún no declarado, el intendente de Tigre, Sergio Massa. Quizás habrá que incluir también al disidente Francisco De Narváez, que ahora dice que podría competir en la interna del PJ oficial. Y habrá que ver cómo se define el destino electoral de Martín Sabbatella, formalmente un opositor que ya aparece como definitivamente “kirchnerizado” y avanza con su postulación a gobernador aunque tendría un íntimo objetivo “superior”: completar la fórmula presidencial de Cristina. Pero, con una cantidad sustantivamente mayor de precandidatos, el segundo término de la fórmula provincial también agita ya al oficialismo y promete ser eje de una fuerte competencia entre dirigentes de alto estatus. Más allá de las alternativas posibles, el grueso del peronismo oficialista bonaerense se mueve por estos días a partir de la hipótesis de que Scioli sería el candidato a gobernador del sector. Y desde esa premisa hay una larga lista de aspirantes para completar la fórmula. Desde el gobierno nacional, parecen haberse consolidado las pretensiones de dos ministros, el de Interior, Florencio Randazzo, y el de Agricultura y Ganadería, Julián Domínguez. Ambos son dirigentes del interior bonaerense y llevan años cultivando relaciones con los intendentes de esa extensa geografía. Pero aunque la titular de Desarrollo Social, Alicia Kirchner, ha espaciado notoriamente sus desembarcos en la Provincia, en el núcleo duro del ultrakirchnerismo aseguran que sigue en la lista. Y otro funcionario nacional se dice también por estos días dispuesto a pujar por la candidatura a vicegobernador. El titular del Comfer y “cara” de la polémica ley de medios, Gabriel Mariotto, abandonó su anterior objetivo -la intendencia de Lomas de Zamora- para apuntar más alto. El lote de los intendentes que aspiran a integran la fórmula provincial es, sin duda, el más poblado. Pero para algunos observadores quienes tendrían ahora mayores chances serían dos peronistas del Conurbano, uno del interior y un “extrapartidario” aunque reconocido aliado del PJ-K. Piensan en el jefe comunal de Florencio Varela, Julio Pereyra; en el ahora ministro provincial de Desarrollo Social pero durante varios mandatos intendente de Avellaneda, Baldomero “Cacho” Alvarez; en Cristian Breitenstein (Bahía Blanca); y en el vecinalista marplatense Gustavo Pulti. Y desde el gabinete de Scioli, otro ministro -el de Educación, Mario Oporto- quiere “estar en la discusión”.

Deja una respuesta